Dentro del quehacer laboral de toda empresa, existen ocasiones en las que hay temporadas altas o proyectos importantes y se necesita quedarse más tiempo en la empresa, por lo que en muchos trabajadores inmigrantes surge la duda de cómo se pagan las horas extras en Estados Unidos.

Hoy te explicaremos cómo calcular tu pago de horas extras y para qué casos es aplicable, según el Departamento del Trabajo de Estados Unidos.

¿Qué son las horas extras o trabajo extraordinario?

Es toda actividad laboral realizada más allá de la cantidad de horas de trabajo permitidas en el día o en la semana y fuera del horario regular de trabajo.

Las disposiciones federales respecto al pago de horas extraordinarias se encuentran en la están contenidas en la Fair Labor Standards Act (FLSA) o Ley de Normas Laborales Justas.

En la misma, se indica que los trabajadores que estén cubiertos bajo esta ley, deben recibir un pago por trabajar más de 40 horas a la semana.

Cuánto vale la hora extra

La hora extra se paga como mínimo al 150% del valor de una hora regular. Es decir, la hora regular más la mitad. Para estimar el pago de cada hora extra, debes multiplicar el valor de una hora por 1.5.

Según el Departamento del Trabajo de Estados Unidos, los trabajadores cubiertos por la Ley deben recibir su pago por tiempo extra.

Sin embargo, la ley estadounidense no detalla el pago de horas extra por trabajar sábados, domingos, días festivos o días de descanso, a menos que se trabajen horas extras en tales días.

La semana laboral es un período continuo de 168 horas. Es decir, 7 períodos consecutivos de 24 horas. Puede iniciar cualquier día y a cualquier hora.

El pago de las horas extras ganadas se debe recibir el mismo día del pago regular del salario del período laborado. Es decir que no se permite, por ejemplo, que trabajes horas extras en febrero y te las paguen a fin de año. Se deben ir liquidando según esté establecido el período de pago.

¿Quiénes tienen derecho a recibir el pago de horas extras?

La mayoría de trabajadores en Estados Unidos tiene derecho a recibir el pago de horas extras. Sin embargo, algunos no califican para el pago de las mismas.

Según la FLSA, no son candidatos para el pago de horas extras los trabajadores que ganan $455.00 o más en una semana y que desempeñan una función considerada administrativa o “de gestión”.

Las funciones exentas de recibir horas extras pueden ser:

  • Ejecutivo: Cuando el trabajo se realiza en una oficina o es trabajo no manual relacionado con la administración de operaciones. Trabajos en los que se requiere el criterio y discreción del trabajador.
  • Técnico: Cuando las tareas requieren conocimientos avanzados en un campo científico o una disciplina que implica instrucción especializada en un área técnica.
  • Creativo: Cuando el trabajo involucra artes en un área determinada, la invención, la generación de ideas, imaginación, etc.
  • Ventas externas: Cuando el trabajador labora en el área de ventas fuera de la oficina.
  • Trabajadores informáticos: También se encuentran exentos del pago de horas extras.

Sin embargo, recuerda que, si tu salario semanal es mejor al indicado por la Ley, sí se te deben pagar horas extras en este tipo de trabajos. Esto quiere decir también que, si recibes un salario fijo como tal y no un pago por horas, se debe hacer la conversión a pago por hora.

Para ello, divides tu sueldo entre 30 días y luego entre 8 horas. El resultado obtenido es el valor de tu pago por hora en jornada ordinaria.

¿Es obligación que me paguen horas extras?

El empleador está obligado a reconocer el trabajo extraordinario a sus trabajadores bajo las condiciones establecidas por la FLSA. Además, esto incluye el tiempo de turno, las pausas para descanso o alimentación y el tiempo muerto o no productivo, que es cuando no hay nada qué hacer en ese momento.

También incluye el tiempo utilizado para realizar cualquier tarea relacionada con el trabajo que tu empleador solicite. No importa si se trata de algo sencillo como ir a dejar documentos o si es trabajo más complicado.

Esto quiere decir que, si llevas trabajo a casa, se te debe pagar, siempre y cuando tu jefe sepa que lo estás haciendo y que te permita realizarlo. También si llegas antes a la oficina para comenzar el trabajo o si te retiras después.

Desde luego, lo debes hacer de común acuerdo con tu superior. No puedes solo decidir llegar más temprano sin que haya necesidad o sin que un superior lo autorice.

¿Se permite compensar las horas extras con tiempo libre?

No. Las horas extras deben ser remuneradas con el pago correspondiente. Como se ha indicado anteriormente, este corresponde a 1.5 veces la hora regular. Algunos empleadores ofrecen tiempo libre al trabajador en lugar de dinero, pero esto no es permitido por la ley.

Las excepciones son cuando las horas extras no han excedido las 40 del trabajo semanal. Si, por ejemplo, tenías programado trabajar 38 horas y trabajas 40. Esas dos horas no cuentan como extras y te las pueden dar libres para la próxima semana.

¿Qué hacer en caso de que no quieran pagarme las horas extras?

Debido a desconocimiento sobre el pago de horas extras, muchos empleadores niegan esta retribución a sus colaboradores. Una estrategia utilizada es ofrecer cargos con nombres exagerados o inflados que supuestamente están exentos. Por ejemplo, poner “analista” a un cajero o “creativo” al trabajador manual.

Si consideras que se te está negando el derecho al pago de horas extras, puedes acudir a un abogado o al Departamento del Trabajo de los Estados Unidos para que te asesoren y que puedas recuperar tu pago por las horas perdidas.

En dicho caso, tu empleador estaría obligado a pagarte las horas que has trabajado. Recuerda que no pueden despedirte en represalia por haber hecho valer tus derechos como trabajador.

¿Cómo se calcula el pago de horas extras?

Ahora que sabemos lo que dice la ley, vamos a ver un ejemplo de cómo calcular el pago de horas extras en Estados Unidos.

Imagina que tu pago por una hora regular de trabajo es de $8.00 y trabajas 8 horas diarias, esto quiere decir que tu pago en un día es de $64.00. Si trabajas 6 días a la semana, tu salario semanal es de $384.00, es decir que aplica para el pago de horas extras.

Supón que en una semana laboraste 4 horas extras. El primer paso es multiplicar tu hora regular por 1.5:

8.00 x 1.5 = $12.00

El valor de tu hora extra es de $12.00. Esto, lo debes multiplicar por la cantidad de horas extras acumuladas en la semana.

$12.00 x 4 = $48.00

Este es el valor total por las horas extras laboradas y se te debe pagar junto con tus horas de trabajo regular en tu próximo pago.

Conclusión

Es importante tener en claro siempre los límites salariales y las exenciones que indica la ley. Recuerda que puedes hacer valer tus derechos y que el pago de horas extras es obligatorio si te encuentras en el rango que indica la FLSA.

Podemos decir también que las horas extras en Estados Unidos son algo que beneficia a muchos trabajadores y también a las empresas cuando requieren salir adelante con jornadas especiales de trabajo.

Sin embargo, trabajar horas extras no deben ser una situación permanente, sino solo en caso de ser necesario. Como trabajador, también necesitas tiempo para dedicarlo a tu familia, a actividades personales y al descanso para poder desempeñar tu trabajo óptimamente.

Si necesitas ayuda o tienes consultas sobre las condiciones de tu contrato o cómo tramitar permisos laborales, puedes buscar asesoría de un abogado en materia laboral para ayudarte. También recuerda que puedes acercarte al Departamento del Trabajo para más información.

Conoce más temas sobre el mundo laboral en nuestro blog www.toptrabajos.com/blog. Comparte este artículo en redes sociales con tus amigos y síguenos en Facebook como TopTrabajos.

 

Fuentes: https://www.dol.gov/

CategoríasEstados UnidosEtiquetascálculo de horas extras, cómo se pagan las horas extras, Estados Unidos, horas extraordinarias, horas extras en Estados Unidos, pago de horas extras, pago horas extras en Estados Unidos, USA pago de horas extras USA,